miércoles, 21 de agosto de 2013

Alfiletero de Estrella

Este verano me propuse aprender unas pocas nociones de patchwork para aplicarlas en pequeños proyectos.. no estoy tan loca como para meterme en un quilt con la poca idea que yo tengo, pero hay bloques que quedan originales y perfectos para regalar o para regalarse.
Como soy (un poco) torpe, necesito un tutorial claro, con fotos, con paso a paso y en el que me lo den todo mascadito.. aún así las cosas no siempre me salen bien a la primera, pero lo sigo intentando.
Mi primer intento de pachwork fue este "Star Pincushion" o Alfiletero de Estrella, que pude realizar siguiendo el genial paso a paso de Lots of Pink Here! al que llegué (¡cómo no!) a través de Pinterest. Y este es el resultado de un par de días de elegir telas, medir, cortar, remedir, recortar y coser un poquitillo....
Quitando que no todas las costuras me coincidieron (aunque casi casi) el alfiletero me salió... enorme, y es que me di cuenta un poco tarde de mi error, al haberle añadido más tela para las costuras a las medidas que aparecían en el tutorial.
Menos mal que tengo amigas que aceptan encantadas mis experimentos, y este alfiletero viajó la semana pasada hasta Valencia, a casa de mi amiga Ana.. pero no iba sólo, en el paquete también incluí un pequeño bordado...
Bordé su inicial en lino de count 40 con un hilo granate que le da el acabado clásico y lo terminé como un buscatijeras... para sujetarlo a las tijeras, un cierre de bisutería y una hilera de piedras rojas y granates junto con algún otro abalorio. No le puse boata, pero sí una entretela finita, e intenté que las esquinas quedaran redondeadas.
Y, para rematar, un trozo de una tela que he utilizado en algunos de mis proyectos y que siempre me decía que le encantaba....¡así no hay peligro de no acertar!
Me alegra muchísimo saber que a Ana le ha gustado mi regalo, no hay mejor cosa que saber que tus detalles son bien valorados, ¿verdad?

¡Besos y Felices Puntadas!


lunes, 12 de agosto de 2013

Entre las manos

Tengo una mano fatal para las plantas y cuando digo fatal, lo digo en toda la extensión de la palabra porque casi todas las que caen en mis manos acaban muriendo más pronto o más tarde. He probado de todo: las he regado mucho, las he regado poco, las he regado el mismo día de la semana, he ido alternando los días, la ubicación, la compañía... hasta que al final he terminado por pensar que más que morirse, mis plantas se suicidaban. Así que, para probar mi teoría, he decidido cambiar las únicas dos supervivientes de la galería cerrada (que es como un invernadero) donde paso buena parte del día, a la terraza abierta adonde sólo salgo a tender la ropa... Y ahí campan a sus anchas, nunca las había visto más verdes, fuertes y sanas.. tanto es así que creo que incluso se encogen un poco en su afán por esconderse de mí cuando asomo la nariz por la terraza. Conclusión: he otorgado a Miguel la propiedad de la regadera y si éstas mueren también, que caigan sobre su conciencia.
Toda esta parrafada que os he soltado viene a cuento de algo y es que, ya que las plantas no se me dan bien, he preferido dejar de hacer experimentos con seres vivos y empezar a bordar las flores en un diseño alegre, divertido, ingenuo, con colores muy primaverales-veraniegos y naturales. Ya había bordado a una damisela golosa en L'heure des thés de C'mon Monde y me apetecía repetir con la alta sociedad, esta vez con la Marquise de Jardín Privé. Es un diseño que seguro conocéis la mayoría porque ha tenido mucho éxito y se han organizado varios SALes para bordarlo, pero por si no caéis en cuál es...
Imagen de Jardin Privé
Y así va mi bordado.. de momento no hay marquesa por ninguna parte, pero los rosetones y detalles con esencia quaker ya van apareciendo...


Voy poco a poco, estoy utilizando la lugana blanca que compré en Oporto que tiene el count bastante alto y como también tiene una trama mucho más tupida que el lino, la hebra de hilo se me deshilacha con más facilidad, tengo que utilizar una hebra más corta y, entre eso y que estos días la luz brilla por su ausencia en el norte, creo que tardaré bastante en acabarlo...¡o sea que disfrutaré más tiempo bordándolo!

¿Quién dijo que agosto no era un buen mes para comenzar nuevos proyectos?

¡Besos y Felices Puntadas!






viernes, 2 de agosto de 2013

¡Búhos en mi taza de té!

Uno de los peligros de pinterest es perder la noción del tiempo buceando entre sus enlaces, ir saltando de blog en blog, de tutorial en tutorial, de imagen en imagen... otro, es el de que la carpeta de proyectos aumente exponencialmente y como se nos antoja siempre lo último que hemos visto... entramos en un bucle sin fin.
Uno de los (muchos) proyectos que tenía en mente desde hace tiempo es la bolsita en forma de taza de té de Patchwork Pottery y se me ocurrió coserla como regalo tardío de cumpleaños para Paloma. Me pareció un patrón sencillo, así que le quise agregar algunos detalles, como un bordado en px... y es que me complico yo sola y luego salgo como puedo de mis embrollos.
 Sé que a Paloma le gustan mucho los búhos así que elegí el diseño de The Trilogy "Family Branch" y bordé los que más me gustaron en lino y con los colores de mi elección, aunque intenté seguir la gama original.
Las telas marrones y beis hacen referencia al café porque, aunque la infusión de té sea mucho más estilosa, en casi todas las casas el café gana al té por goleada.
En la trasera cambié una de las telas por otra lisa de Ikea (que me da muchísimo juego y la he utilizado en un montón de trabajos), aunque siguiendo el mismo tono de color y como adorno, un charm en forma de búho siguiendo el bordado de la delantera.
Coloqué una cremallera en tonos marrones para cerrar la bolsa y como tirador, nada mejor que el adorno de tetera con la leyenda "Tea Time" grabada y sujeta con un poco de rafia.
Y como debemos tornar nuestros fallos en soluciones creativas, tuve que inventarme algo para esconder que me había quedado corta al calcular la tela del bordado (¡qué rabia!) Un pequeño retal de lazo que combina con la picunela de la parte delantera y un botón en forma de estrella disimula, aunque sólo un poco, mi despiste con las medidas.
Añadí algunas chucherías que espero que le gustaran a Paloma y que las disfrute mucho.

¡Besos y Felices Puntadas!



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...